Un documento obtenido por TalCual muestra que el comisionado de Juan Guaidó Javier Troconis anunciaba la disposición de su despacho también a condonar el 100% de los intereses y a que Venezuela asumiera el pago de los honorarios al abogado argentino Sebastián Vidal, quien fungió como mediador. El convenio finalmente fue rechazado por las autoridades del gobierno interino y de Pdvsa ad hoc. El 24 de febrero el comisionado rechazó los señalamientos de exfuncionarios del interinato contenidas en el reportaje Así se fraguó el presunto «guiso» entre un comisionado de Juan Guaidó y Petropar de actuar por «motu proprio»

Carlos Seijas Meneses | Víctor Amaya


Un documento revela que el comisionado presidencial para la gestión de activos de Juan Guaidó, Javier Troconis, se mostró dispuesto a aceptar «el ofrecimiento del gobierno de la República de Paraguay» de pagar de contado el equivalente a 50% de los 269 millones de dólares que la petrolera paraguaya Petropar adeuda a Pdvsa desde 2009. El papel, que no tiene sello oficial pero sí la firma del funcionario del gobierno interino, contradice lo declarado vía Twitter el 24 de febrero por Troconis cuando aseguró que rechazó lo propuesto «precisamente por no brindar los beneficios esperados para Venezuela».

El texto, obtenido por TalCual, muestra que el funcionario del llamado gobierno interino también anunciaba su conformidad con condonar el 100% de los intereses y a que Venezuela asumiera el pago de los honorarios al abogado argentino Sebastián Vidal Aurnague —quien fungió como mediador— y «su equipo de profesionales que lo acompañaron», los cuales representan 20% (26 millones y medio de dólares) del monto pactado, de acuerdo con el borrador del acuerdo discutido en Asunción.

«Conforme a las tratativas y conversaciones mantenidas con el Dr. Vidal Aurnague, nos encontramos dispuestos a aceptar una quita equivalente al 100% de los intereses, y el 50% de la deuda nominal», señala el documento, firmado por Troconis y dirigido al presidente de Paraguay Mario Abdo Benítez, con copia al jefe del Gabinete de la Presidencia paraguayo, Juan Ernesto Villamayor.

La propuesta de acuerdo finalmente no se llevó a cabo, pero ha sido denunciada como parte de unas negociaciones «paralelas» que habría sostenido Troconis con la empresa Petropar a través del abogado argentino Sebastián Vidal. En noviembre de 2019, Vidal comunicó a funcionarios del gobierno interino a través de un correo electrónico que había estado realizando gestiones para «lograr una solución amistosa de la disputa» en reuniones mantenidas con Troconis y Villamayor en la ciudad de Asunción.

El mensaje confundió a integrantes del gobierno interino de Guaidó, quienes anteriormente habían rechazado una oferta de Vidal de trabajar en el caso debido a que ya estaba siendo atendido por Pdvsa ad hoc y la Oficina del Procurador Especial directamente con Petropar. La junta administradora ad hoc de Pdvsa designada por Guaidó —en ese entonces presidida por Luis Pacheco—, en conjunto con la oficina del entonces procurador José Ignacio Hernández proponían reconocer el monto íntegro de la deuda, pactar un cronograma de pagos y designar una comisión técnica para resolver la única disputa existente: los intereses, sin necesidad de designar a terceros mediadores ni comprometer el pago de honorarios por gestiones de mediación o recuperación.

Las fechas coinciden

«Tengo el agrado de dirigirme a usted (…) en relación a la deuda que posee Petróleo Paraguayos (Petropar) con Pdvsa y formalizar mediante la presente nuestra voluntad de aceptar la oferta acercada por el Dr. Sebastián Vidal Aurnague, designado por ambas partes como único profesional a cargo de la negociación del acuerdo, como gestor de buena fe y amigable componedor para ambas naciones», escribe Troconis en el documento, fechado el 11 de noviembre de 2019, el mismo día cuando se reunió con Vidal y Villamayor en el Palacio de Gobierno de Paraguay, en Asunción.

La fecha coincide con lo descrito en los dos borradores del acuerdo discutido en Asunción (dispuestos para ser firmados en 2019 y en 2020), a los que tuvo acceso TalCual, que rezan: «En fecha 11 de noviembre del 2019, Javier Troconis, Comisionado Presidencial para la gestión de activos de la República Bolivariana de Venezuela ha aceptado la propuesta formulada». Se refieren a la remitida el 12 de septiembre de 2019 por Vidal, quien «fuera designado por las partes como uno de los amigables componedores para la negociación del presente acuerdo», según detalla el mismo papel.

El 11 de enero de 2021, nueve días después de que The Washington Post publicara un reportaje que reveló los irregulares esfuerzos de Troconis, entre ellos el proceso de negociación de la deuda de Petropar, el comisionado de Guaidó compartió por Twitter una carta que supuestamente envió a Vidal en la que le informa que «su propuesta» fue «revisada y analizada por esta comisión y miembros del más alto nivel del gobierno» y que «por disposición presidencial» no continuarán adelante con la negociación «debido a que la misma no se enmarca en los beneficios esperados y, por tal motivo, desistimos de continuar en las conversaciones adelantadas hasta la fecha». La carta tiene fecha de 9 de enero de 2020.

También, en una comunicación enviada al diario norteamericano, la Presidencia Encargada replicó que: «En relación a la propuesta referida a la deuda de la empresa petrolera paraguaya Petropar, consideramos que, lejos de ser un caso de supuesta irregularidad o corrupción, es un claro ejemplo positivo de cómo el Gobierno interino desplegó oportunamente los mecanismos necesarios para proteger los intereses de la República. Dicha propuesta, tras ser evaluada, fue rechazada por la Procuraduría Especial de Venezuela, la junta Ad-hoc de Pdvsa y el Presidente interino, tras considerar que no cumplir con las condiciones satisfactorias para la República tanto por el porcentaje de quita planteado como de la comisión estipulada para el abogado. Es fácilmente comprobable que ningún acuerdo o contrato se celebró y, por ende, no existió ninguna erogación o comisión. Así lo han confirmado públicamente además las autoridades del Paraguay».

 

 

Una fuente con conocimiento del asunto dijo a TalCual que fueron las acciones llevadas a cabo entre mediados de noviembre de 2019 y el 9 de enero de 2020 por el equipo de Guaidó luego de haberse enterado de las «reuniones paralelas» de Troconis las que llevaron a que dicho pacto, que resultaba lesivo al patrimonio de Pdvsa, no prosperara.

«Nunca se concretó nada por las acciones del exprocurador. Este hecho lo blinda (a Troconis). Si lo que él dice es cierto, de que Guaidó lo envió, es posible argumentar que él sí negoció algo y que como no fue aceptable no progresó», dijo la fuente.

Troconis responde a medias sobre Petropar

El aún comisionado de Juan Guaidó, Javier Troconis, fue contactado para ser consultado al respecto del documento protagonista de esta nota, pero como en todas las ocasiones anteriores no brindó respuestas. Por ahora, sus aclaratorias públicas están contenidas en unos tuits publicados el 24 de febrero de 2021 en los que rechazó el señalamiento hecho por exfuncionarios del gobierno interino de haber actuado por cuenta propia a finales de 2019 para llegar a un acuerdo sobre el pago una deuda que la estatal paraguaya Petropar mantiene con Pdvsa, en reuniones paralelas a las realizadas oficialmente por estas dos petroleras.

Troconis compartió una carta fechada en enero de 2020 que dirigió al abogado argentino Sebastián Vidal, quien fungió como «amigable componedor» en la negociación iniciada en Paraguay, informándole que «por disposición presidencial» no continuarían «adelante con la negociación (…) debido a que la misma no se enmarca en los beneficios esperados y, por tal motivo, desistimos de continuar en las conversaciones adelantadas hasta la fecha». La comunicación ocurrió dos meses después de la que protagoniza este reportaje.

También dijo: «No actué a motu proprio. Tampoco hubo fraude ni acuerdo. Fui enviado por el jefe del gobierno interino, el presidente Guaidó, y rechazamos lo propuesto precisamente por no brindar los beneficios esperados para Venezuela», respondió Troconis de manera directa a una publicación de TalCual en Twitter sobre el reportaje Así se fraguó el presunto «guiso» entre un comisionado de Juan Guaidó y Petropar

En esa oportunidad, agregó: «Desconozco las declaraciones de Luis Pacheco y José Hernández, no sé qué dicen u opinan; mis acciones como comisionado presidencial responden al presidente interino. Mis atribuciones son claras y la facultad para tratar de gestionar la negociación parte de una orden presidencial», agregó el funcionario del gobierno interino.

 

Para la realización de este trabajo, la carta fechada el 11 de noviembre de 2019, en la que Javier Troconis mostraba su disposición a aceptar el acuerdo propuesto por Sebastián Vidal al respecto de la deuda de Pdvsa con Petropar fue remitida al gobierno interino de Juan Guaidó para consultar directamente a quien supuestamente autorizó a Troconis a llevar adelante tales negociaciones en Paraguay.

Se hicieron interrogantes sobre si Javier Troconis había sido facultado específicamente para negociar el pago de la deuda de Petropar con Pdvsa, en gestiones que se realizaron al mismo tiempo que las adelantadas por la junta ad hoc de la estatal Pdvsa. También, se buscó respuesta ante la aceptación de Troconis, actuando en nombre del presidente Juan Guaidó según sus palabras, de la propuesta que condonaba 50% de la deuda así como dejaba sin efectos los intereses acumulados, como lo afirma en documento suscrito el 11 de noviembre de 2019.

La autenticidad del documento no fue disputada y, aunque no fue posible concretar una entrevista con Guaidó, su despacho remitió a TalCual una breve respuesta que dice:

De acuerdo a nuestras leyes, sólo Pdvsa ad hoc puede negociar este tipo de acuerdo; en cuanto al trabajo realizado por el funcionario Troconis reiteramos que fue autorizado para explorar la propuesta y posterior evaluación; en vista de que no beneficiaba a la nación no se materializó.

Nuestra posición fue pública. Este caso fue interpelado en la Comisión de Contraloría, no se efectuó el acuerdo por lo expuesto por Pdvsa ad hoc y la Procuraduría del Estado; por lo tanto no hubo delito, ni perjuicio al país.

El Gobierno Legítimo agradece al gobierno paraguayo por su colaboración para garantizar la transparencia.

Este periódico también intentó de nuevo entablar comunicación con el abogado Sebastián Vidal, pero no obtuvo respuesta. Esta vez, al menos, no bloqueó su contacto vía Whatsapp.

La llegada de Sebastián Vidal

La inclusión de Sebastián Vidal en las negociaciones tampoco tiene origen claro. El borrador del acuerdo que esperaban firma en 2019 dice que el abogado fue designado «por las partes», mencionando como tales a Pdvsa representada por Luis Pacheco, el Procurador Especial José Ignacio Hernández y Javier Troconis, además de Petropar. El segundo borrador, fechado en 2020, no incluye a Troconis en esa lista.

El propio abogado argentino reveló que entre los días 7 y 8 de octubre de 2019, Javier Troconis viajó a Argentina para elegir un bufete que pudiera representar este caso y «tuve una entrevista personal con él en el hotel que se hospedaba, en el NH Buenos Aires 9 de Julio, y luego de las conversaciones (…) él decidió encomendarme esta tarea. Me solicitó una propuesta de trabajo para solucionar de forma amigable esta deuda. La misma fue aceptada».

TalCual ha pedido a Troconis confirmar si fue él quien contrató a Vidal, para lo cual tampoco ha habido una respuesta para publicar. Por su parte, José Ignacio Hernández, quien renunció al cargo de Procurador Especial en junio de 2020, niega que esa oficina haya designado a Sebastián Vidal.

A mediados de noviembre de 2019, al parecer luego de que realizada la reunión en Asunción, Vidal comunicó al gobierno interino que estaba realizando gestiones con el comisionado Troconis para lograr «una solución amistosa» de la disputa, a pesar de que el artículo 15 del Estatuto que rige la transición establece que la junta administradora es el único órgano autorizado para actuar en nombre y por cuenta de Pdvsa frente a Petropar.

El 13 de diciembre de 2019 el gobierno interino respondió a Vidal informándole que «solo la junta administradora ad hoc podía representar a Pdvsa y que cualquier negociación, con Petropar, debía ser conducida de manera transparente». Ese día, el equipo de Guaidó también escribió a Petropar indicándole lo mismo.

Sin embargo, el 17 de diciembre de 2019 Vidal volvió a ponerse en contacto con el equipo de Guaidó para enviar el borrador del acuerdo estudiado en reuniones que mantuvo con Troconis, el cual se alejaba de la propuesta oficial de Pdvsa ad hoc y usaba los nombres de Pacheco y Hernández sin sus consentimientos. Ambos respondieron a TalCual y rechazaron haber participado en negociación alguna basada en ese acuerdo ni haber conocido antes ese texto.

Por ende, en correos de 19 y 20 de diciembre de 2019 tanto la Oficina del Procurador Especial como el presidente de la junta administradora ad hoc ratificaron a Petropar que no habían designado mediador alguno, ni negociado acuerdo de ningún tipo. Además, el asunto fue elevado, el 20 de diciembre, a conocimiento de Guaidó, quien apoyó la decisión jurídica de la Oficina del Procurador Especial y de la junta administradora de no dar validez ni relevancia a la propuesta recibida de Vidal.

El 5 de enero de 2021, Guaidó informó que la propuesta, después de ser evaluada, fue rechazada por el Procurador Especial, la junta ad hoc de Pdvsa y por él mismo luego de considerar que no cumplía con las condiciones satisfactorias para Venezuela por el «porcentaje de remoción propuesto» y la comisión estipulada por el abogado Vidal.

«El presidente Guaidó en ningún momento avaló las negociaciones de Troconis», afirmó a TalCual una fuente dentro del gobierno interino, quien solicitó el anonimato. «El presidente Guaidó me dijo que no tenía conocimiento de los términos del acuerdo y apoyó la propuesta de la junta ad hoc».

No obstante, el 24 de febrero, Troconis respondió a este periódico con un tuit público diciendo que Guaidó lo autorizó a viajar a Paraguay a negociar la deuda de Petropar. «Fui enviado por el jefe del gobierno interino, presidente Guaidó», dijo. «La facultad para tratar de gestionar la negociación parte de una orden presidencial», agregó.

*Lea también: Javier Troconis se defiende: Guaidó me mandó a negociar con Petropar

En marzo de 2020, el entonces procurador paraguayo, Sergio Coscia, aseguró en un correo electrónico enviado a Hernández que la propuesta fue preparada y presentada por «el gobierno de la República Bolivariana de Venezuela». Esta afirmación fue ratificada el 7 de enero de 2021, cuando el gobierno paraguayo dijo que la oferta fue de los «emisarios de Guaidó» y que fue rechazada ante la falta de garantías de que el tribunal que arbitra el caso validara un acuerdo firmado por representantes del interinato.

Sebastián Vidal ha dicho que el 10 de octubre de 2019, cumpliendo con una solicitud de Troconis, remitió una propuesta en la que pedía el 20% del monto «recuperado», que Troconis puso a consideración del gobierno de Guaidó y fue aceptada el 1 de noviembre «y a partir de ahí iniciamos los trámites».

Fuentes del gobierno interino también han dicho a TalCual que la propuesta recibida con la quita del 50% de la deuda y la condonación de intereses supuestamente recuperaba unos términos que habría presentado Petropar a Pdvsa en 2016 cuando negociaba con la administración de Nicolás Maduro, antes del interinato que comenzó en 2019. Esta especie tampoco pudo ser confirmada por este medio, pues los intentos de obtener respuestas por parte de Vidal no rindieron frutos.

Hasta ahora, el Comisionado para la Recuperación de Activos no ha sido relevado de su cargo. Juan Guaidó no ha hecho referencia a los señalamientos sobre sus gestiones.

Javier Troconis ha recibio señalamientos por supuestas irregularidades en torno a dos negociaciones distintas

El destino del dinero

Sobre Paraguay ha pesado una demanda arbitral en la Cámara de Comercio Internacional (CCI), con sede en París, presentada en julio de 2016 por Pdvsa, supeditada a la administración de Nicolás Maduro, que ha reclamado el pago de la deuda contraída por Petropar por el suministro de combustibles bajo condiciones preferenciales de pago entre los años 2006 y 2008, según lo establecido en el Acuerdo de Cooperación Energética de Caracas suscrito en 2004 por los entonces presidentes Hugo Chávez y Nicanor Duarte.

En marzo de 2019 Petropar y el entonces recién designado Procurador Especial de la República, el abogado José Ignacio Hernández, solicitaron la suspensión temporal del proceso. La estatal paraguaya indicaba que el objetivo era evitar que la deuda se abonara a la administración chavista (el país reconoce a Guaidó como presidente encargado de Venezuela) y Hernández sostenía que no se justificaba mantener los costos del arbitraje cuando la única diferencia que había era sobre la tasa de interés aplicable.

La corte de Arbitraje de la CCI congeló temporalmente su mediación sobre el pago de la deuda y canceló las audiencias sobre el fondo de la disputa fijadas para junio de 2019 en París.

El documento de aceptación de la oferta firmado por Troconis establece que, en caso de suscribir el correspondiente acuerdo, «informaremos la cuenta de la República Bolivariana de Venezuela para hacer efectivo el pago, solicitando que la República del Paraguay absorba los gastos causídicos del arbitraje en trámite ante la Cámara de Comercio Internacional, absorbiendo la República Bolivariana de Venezuela los honorarios del Dr. Vidal Aurnague y su equipo de profesionales que lo acompañaron, a fin de arribar a este acuerdo amigable entre dos naciones hermanas, y luego de tantos años en pugna, permitiendo esto restablecer la colaboración internacional entre ambas y fomentar el comercio recíproco».

El monto acordado sería transferido por Petropar «a la cuenta abierta en el Nodus International Bank, Inc., a nombre de Monómeros Colombo Venezolanos S.A., DDA Nro. 10808, dando finiquito a la controversia que se dirime (…) ante la Cámara de Comercio Internacional», según quedó fijado en el documento definitivo, que esperaba firma con fecha 2020.

Petropar continúa debiéndole a Pdvsa una importante cantidad de recursos. Paraguay no reconoce al gobierno de Maduro y por los momentos no se ha informado de nuevas negociaciones con el gobierno interino de Guaidó, al que reconoce como legítimo.

El caso sigue pendiente, aunque suspendido temporalmente, en la Cámara de Comercio Internacional. En su decisión del 19 de marzo de 2019, la Corte de Arbitraje en París también anunciaba que podrá reanudar el proceso cuando corresponda.

tal cual

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here