El sector laboral ha sido uno de los más golpeados por el gobierno: persecución y detenciones arbitrarias son de las principales vulneraciones que sufren, por lo que insisten en que es necesario un cambio político.

Representantes sindicales del país debatieron este viernes sobre las vías de lucha que deben tomar los trabajadores para el 2021, luego de las continuas detenciones, violaciones a convenios internacionales y la destrucción de los salarios.

Iván Freites, secretario de profesionales y técnicos de la Federación Unitaria de Trabajadores Petroleros de Venezuela, actualmente en el exilio, expresó la necesidad de regresar al Estado de Derecho para luego recuperar el derecho a la salud, a la alimentación y a un salario digno.

“Para hablar de salario tenemos que hablar primero del Estado de Derecho, para hablar de los derechos de los trabajadores tenemos que hablar del orden constitucional”, dijo Freites.

El dirigente sindical petrolero señaló que, pese a las características autoritarias y dictatoriales del gobierno de Maduro, hay que seguir trabajando desde los espacios políticos y democráticos. Considera necesario recuperar la legitimidad de las instituciones, incluyendo los sindicatos. “Los trabajadores desorganizadamente sin saber qué rumbo tomar, nunca vamos a poder derrotar las políticas totalitarias”, subrayó.

En referencia a la expulsión de Alejandro Álvarez, secretario general de Sidernac, del Complejo Siderúrgico Nacional (Planta Casima), Freites manifestó que este tipo de acciones antisindicales deben tener una respuesta contundente del movimiento sindical.

Indicó que los trabajadores deben ejercer sus propias acciones de forma independiente y que no esperar por partidos políticos. “¿Qué es lo que tenemos que hacer la dirigencia sindical? Tener una dirigencia sindical legitimada mediante el voto popular, de la gente, para que seamos nuestra propia voz”, dijo.

El esfuerzo unitario

“Al régimen no le importa ley, la constitución, la convención colectiva… no les importa nada”, dijo Rubén González, secretario general del Sindicato de Trabajadores de Ferrominera Orinoco (Sintraferrominera), recordando a su vez sus dos periodos encarcelado en 2009 y 2018.

El dirigente señaló que en el país no se respeta la libertad sindical, la autonomía, las instituciones sindicales y las discusiones tripartitas. “Estamos ante un régimen dictatorial que pasa por encima de la regla e impone lo que es sus propias políticas”, denunció, destacando como con el memorando 2792 se eliminaron las convenciones colectivas, tablas salariales y beneficios de los trabajadores.

Para el dirigente es necesario conformar una unidad que genere un músculo y una fortaleza que permita luchar contra el gobierno. “No es posible que al final de todo esto no veamos nosotros mismos los venezolanos que tenemos que unirnos para enfrentarnos a este régimen”, afirmó.

Reiteró que desde la unidad se puede alzar la voz a la comunidad internacional para que apoye la situación de Venezuela y se puedan hacer las presiones por tener unas elecciones presidenciales libres y transparentes.

Avanzar a nivel internacional

La Comisión de Encuesta, la instancia de investigación más importante de la Organización Internacional del Trabajo, publicó en su informe 2019 una serie de violaciones por parte del gobierno en materia laboral, las cuales no han sido corregidas.

En ese mismo documento establecieron más de 30 recomendaciones entre las que estaban: el cumplimiento de los convenios internacionales 26, 87 y 144, la liberación de trabajadores presos, el cese de detenciones arbitrarias, actos de violencia, amenazas y hostigamientos contra personas, gremios u organizaciones sindicales.

Servando Carbone, coordinador nacional de la Central Sindical Unete, señaló que el gobierno no le interesa consulta tripartita, ni diálogo social. El dirigente coincidió con González en que “cuando te unes, de forma cohesionada, sólida, generas una gran preocupación”, por lo que cree que esto es fundamental para seguir con las denuncias a nivel internacional.

Carbone expresó que siguen haciendo denuncias para que se visibilice que el gobierno sigue incumpliendo las recomendaciones de la OIT y que lo que se ha logrado a nivel internacional sirve como motivación para continuar en las luchas por mejores condiciones de vida.

Señaló que en bloques se puede tener un frente en un movimiento de trabajadores que permita ir arrinconando al gobierno en la Organización Internacional del Trabajo y en la Organización de las Naciones Unidas.

JOSE RIVAS

CORREO DEL CARONI

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here