La falta de insumos de protección personal, el nulo mantenimiento a los equipos y los pocos protocolos de seguridad siguen generando accidentes fatales dentro de las empresas básicas.

Argenis Velázquez, trabajador de Bauxilum, falleció en un accidente laboral este miércoles en la noche, cuando conducía un camión desde el Área Mina en Los Pijiguaos, municipio Cedeño. El vehículo se quedó sin frenos y cuando el trabajador decidió lanzarse fue aplastado por la plataforma que transportaba.

Daniel Bernal, trabajador y delegado de prevención de Bauxilum, estima que en los últimos dos meses ha habido siete accidentes laborales, por la omisión de la empresa en cuanto al mantenimiento de equipos y el nulo cumplimiento de las medidas y dotación de equipos de seguridad laboral.

Denunció que el presidente de la estatal, Ernesto Rivero, hace caso omiso a las denuncias tanto escritas como verbales sobre la condición en la que trabajan los empleados. “La empresa no quiere adoptar las medidas correctivas que nosotros damos”, detalló.

Los trabajadores no cuentan con equipos de protección como casco, guantes o lentes y, si presentan quejas de las condiciones laborales los sacan de la planta, afirmó Bernal. De acuerdo con el trabajador los carros y los transportes de la empresa están presentando fallas mecánicas en tren delantero y frenos.


Este es el segundo trabajador de Bauxilum que muere en dos días, luego de Carlos Mendoza, médico pediatra de Los Pijiguaos fallecido por COVID-19 | Fotos cortesía

Alejandro Morales, también delegado de prevención, señaló que el trabajador fallecido no tenía radio trasmisor para comunicarse, equipos de protección, ni escoltas pese a que la carga era pesada. Comentó que Wilmer Cedeño, el otro trabajador que iba en el camión quedó con heridas leves y tuvo que caminar alrededor de cuatro kilómetros hasta el campamento de la empresa para informar el accidente y los auxiliaran.

Velásquez de 43 años era residente de Ciudad Guayana, Morales señaló que el traslado hasta el municipio Caroní fue en una urna improvisada con tablas y no había ni guantes quirúrgicos para manejar el cuerpo.

“Aquí se está violando toda norma de seguridad hacia los trabajadores, nos están obligando a trabajar de manera insegura”, señaló. Desde hace cinco años la empresa no entrega a cabalidad los equipos de protección personal, lo que ha generado accidentes por falta de lentes y cascos.

“Tome las acciones inmediatas en materia de seguridad laboral y deje de estar exponiendo a los trabajadores a condiciones inseguras”, exigió Morales al presidente de la estatal. Hizo un llamado al Instituto Nacional de Prevención, Salud y Seguridad Laborales (Inpsasel) y al Ministerio del Trabajo para que vigilen las condiciones de trabajo en la empresa.

Este es el segundo accidente laboral de trabajadores de las empresas básicas en el 2020. En el mes de enero, Ernesto Carrillo, jefe de mantenimiento de Preparación y Molienda de la Siderúrgica del Orinoco (Sidor), falleció tras caer de un andamio desde aproximadamente 12 metros de altura en Planta de Pellas.

La falta de inversión en equipos de protección, el hostigamiento y la falta de garantías dentro de la empresa, siguen causando muertes de trabajadores durante las jornadas laborales.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here