La cinta de 200 millones de dólares fue una de las primeras víctimas de la pandemia, obligando a descartar su estreno en cines.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here