La consulta presentada por el Ministerio de Educación fue enviada vía digital durante dos semanas a docentes, padres y representantes para evaluar las opiniones sobre la posibilidad de reiniciar el próximo año escolar 2020-2021 bajo el formato presencial


Desde la segunda quincena de agosto fue llegando a los correos, vía whatsapp, en grupos escolares de padres y representantes y en espacios gremiales de docentes, un mensaje con el enlace para la Consulta nacional sobre el inicio del año escolar 2020-2021 que fue enviado por el Ministerio de Educación para conocer la posición y opiniones de padres, representantes y maestros en torno a la propuesta de iniciar el período académico de manera presencial como había asomado el gobernante Nicolás Maduro hace algunos días.

El sábado 29 de agosto el ministro Aristóbulo Istúriz se reunió de manera virtual con los viceministros, directores nacionales, directores de las zonas educativas de los 24 estados, representantes de la Asociación Venezolana de Educación Católica (Avec), de planteles privados, representantes del magisterio y de Unicef, quienes tenían como único punto de agenda analizar los resultados de la consulta y definir nuevas propuestas en relación a cómo, cuándo y de qué manera implementar el retorno a las aulas.

 

Los directores de las zonas educativas reflejaron que el principal resultado de la consulta se impuso como tendencia NO iniciar las actividades del año escolar en octubre en el formato semipresencial, y coincidieron en la necesidad de brindar atención a través de asesorías u orientaciones a los estudiantes de media, técnica y adultos, sobre todo en las áreas de formación que generan nudo crítico como: matemáticas, física, química, inglés u otras que lo amerite, inclusive las áreas prácticas y laboratorios.

La propuesta es que en estas áreas los encuentros sean programables cada 15 días o dependiendo de la realidad de cada territorio y que se pueda hacer bajo una asistencia alternada y en pequeños grupos de no más de 10 estudiantes.

Los resultados también arrojaron que de ser posible comenzarán actividades en el segundo momento, de manera semipresencial para todos los niveles y modalidades, siempre que el ministerio garantice la desinfección de los planteles, los mecanismos e implementos de bioseguridad, y se repitió en varias oportunidades la necesidad de que desde el ente gubernamental se proporcionara internet para todas las escuelas.

Istúriz reafirmó que el inicio del año escolar sería el 16 de septiembre y se mantendrá la modalidad a distancia, por lo que van a implementar la transmisión de 12 programas a través de los canales VTV y VIVE, y seguir utilizando la plataforma Cada familia, una escuela, donde deberían estar a disposición los textos de la Colección Bicentenario y otros recursos de aprendizaje.

Desde los estados la demanda más importante se centró en fortalecer la plataforma digital, el uso de tutoriales, los medios radiofónicos, encartados y otros medios impresos para garantizar que le lleguen a los estudiantes y a las familia. La propuesta desde el ministerio fue que Centro Nacional para el Mejoramiento de la Enseñanza de las Ciencias (Cenamec) organizara desde lo pedagógico orientaciones de las áreas de formación como matemática, física y química para utilizar la tecnología y grabar clases, por ejemplo.

Los representantes de AVEC, junto a las asociaciones de educación privada plantearon que no se podía dejar totalmente a los estudiantes sin atención, por lo que solicitaron una propuesta para los estudiantes de media, por ser una población especialmente vulnerable, en la cual se piense en actividades presenciales o semipresenciales ya que como adolescentes es necesario mantenerlos en el sistema regular.

La representación del magisterio venezolano expresó que se debe ir trabajando en función de replantear las necesidades de formación de la familia, del docente y la comunidad, y consolidar la tecnología, la ciencia y seguridad en cada uno de los territorios para recuperar el tiempo de atención de los estudiantes.

En relación a la propuesta académica, la rectora de la Universidad Nacional Experimental del Magisterio Simón Rodríguez (Unemsr) planteó una estructuración de secciones, que los docentes continúen con sus estudiantes promovidos para disminuir el impacto psicoemocional, que se organice en función de la estructura territorial y que parte del componente objetivo académico sea tener un mapa epidemiológico, junto a un componente subjetivo simbólico para conocer la percepción de riesgos del virus y un proceso de sensibilización para entender el impacto de la enfermedad a pesar de lo letal.

Los acuerdos dejaron como punto de partida organizar una segunda fase de consulta a la familia para el nivel de media y adultos en lo cual se consideren aspectos como: para los estudiantes de primer año ¿Qué hacer si no conoce a sus profesores?; de iniciar en el segundo momento académico ¿qué se implementa en el primer momento para la familia, docente y estudiante?; en caso que se decida aplicar el 7 + 7 para la atención semipresencial ¿Cómo se pensaría?; ¿Cómo aprovechar desde las tecnologías el desarrollo de las actividades escolares?; ¿Cómo se especifica el uso de las tecnologías en las áreas urbanas y rurales? y cuál es la opinión sobre el aprendizaje a distancia, pese a la brecha tecnológica.

TAL CUAL

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here