En su enésimo “come-back”, la superestrella irlandesa de Artes Marciales Mixtas (MMA), Connor McGregor, fue noqueado por el estadounidense Dustin Poirier en el segundo asalto de su combate de la UFC.

En este combate programado el domingo antes de las 10h00 de la mañana de Abu Dabi, McGregor regresaba al octógono, en peso ligero, un año después de su última aparición y una cómoda victoria contra Donald Cerrone en Las Vegas.

Sin embargo, esta vez, Poirier le sorprendió con una patada a las piernas, encadenada a una ráfaga de golpes con las manos que le hizo caer, antes de que el árbitro pusiera fin al combate, tras de 2 minutos y 32 segundos del segundo asalto.

 

 

Este revés matinal, el quinto en 27 combates, pero el primero por KO, pone en peligro la continuación de su carrera en la organización más prestigiosa de MMA.

Poirier, por su parte, mostró una versión muy diferente a la de 2014 cuando fue noqueado por McGregor en 109 segundos.

McGregor se convirtió en 2016 en el primer luchador de Ultimate Fighting Championship (UFC) en tener dos títulos simultáneamente en dos categorías superó ampliamente los límites mediáticos de su deporte desde su debut en UFC en 2013.

AFP

LIDER EN DEPORTES

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here