Home destacados Revocatorio vs 2024 y la purga interna, por Ángel Monagas

Revocatorio vs 2024 y la purga interna, por Ángel Monagas

136
0

Efecto post-Barinas enfrenta a la oposición: MUD plantea 2024, Independientes y chavistas-antimaduristas “Revocatorio”

Luego del resultado de Barinas, los promotores y creyentes en el revocatorio han esgrimido con mucha fuerza su conveniencia, para acabar con la pesadilla del gobierno, llamada chavismo y Maduro.

Curiosamente los defensores de participar el 21 de noviembre pasado, donde se ganaron cuatro gobernaciones entre 23 que se disputaron, ahora señalan la imposibilidad e inconveniencia de acudir a la cita.

¿Cuál es el argumento fundamental?

Los mismos que se les señalaban a los que querían ir a las elecciones regionales y municipales. Evidente la contradicción de una representación política que se subroga la denominación de opositora, sin tener definida una estrategia, una táctica, un camino. La incoherencia continúa predominando.

Para otros existe el juego de intereses más allá de las formas, de los gritos y de las posturas.

El papel de Claudio Fermín lo hacen otros, con distintas caracterizaciones. La finalidad de esos grupos es dominar tanto al régimen, al gobierno ilegítimo y a la MUD y sus factores.

Pajaritos volando o pájaro en mano

Manuel Rosales, virtual competidor en la carrera presidencial del 2024, desató la semana pasada las pasiones, cuando en una visita a una instalación saqueada por el gobierno regional anterior en Zulia, señaló como respuesta a la pregunta sobre el referendo revocatorio “que no cree en pajaritos volando”. El auténtico y legitimo filósofo del Zulia, realmente se refería a la frase propia de América Central, Cuba, Puerto Rico, Colombia y Venezuela “pajaritos preñados”, que se atribuye hacia aquellas personas muy crédulas e ingenuas. Rosales cree cuando tiene los pájaros “en mano”.

Rosales como Maduro acusado miles de veces por su carencia de cultura, tiene un gran sentido de la oportunidad y una inteligencia política superior a muchos, no obstante sus formas. Por algo, es el último de los sobrevivientes de la cuarta, con opción de poder. Su gran falla es la desconfianza hacía lo que no conoce y hacía los que lo contradicen. Hablo con la experiencia de haberlo vivido de manera personal.

Rosales tal cual como acaba de hacerlo con el triunfo de Sergio Garrido, no juega a ser el primero sino a permanecer, en seguir siendo referencia. Su fuerza es el occidente, que es el primer nicho electoral nacional. En oriente y en el

opio centro del país dice muy poco.

Cuando le toque asumir postura frente al revocatorio, consultará aunque ya tiene un diagnóstico.

Capriles a diferencia de Rosales, intelectualmente está más al día de la tecnología, de las nuevas formas de comunicarse. Su problema es que ha “retrocedido mucho” y la gente puede soportar errores pero no “falta de coraje”. Varias veces tuvo la oportunidad. Como Guaidó encendió a millones y luego él mismo apagó la luz, cuando llamó a la “arrechera” para después “inexplicablemente” calmarse.

El pueblo no vota por cobardes ni por los que no arriesgan. No lo menosprecio. Su nivel de regeneración es alto. Su discurso es bueno, aunque las “enamora pero no las mata”. A lo interno debe primero volver a sentar a Juan Pablo Guanipa. Ya una vez lo hizo cuando lo convenció de no juramentarse como Gobernador y cambió la historia zuliana. Tampoco ha emitido criterio sobre el “revocatorio”. Como muchos esperan ver hacia donde sopla el viento.

Guaidó es una noche sin luna. Producto de un accidente y sobreviviente gracias al apoyo del gobierno de Estados Unidos, su trauma es que carece de apoyo popular. Peor aún, lo perdió. Su “petit comité” le miente sobre sus números reales de aceptación y la verdad es que su nivel de rechazo es tan alto como el de Maduro y de positiva similar al de María Corina. No tiene la capacidad ni la fortaleza para conducir una nación y un mandato suyo pareciera ser una tragedia al igual que Maduro. No ha gobernado formalmente y ya se le atribuyen miles de hechos de corrupción. Jugara a ser el outside de esta posibilidad.

Leopoldo López es otra cosa. Para muchos un loco, corrupto, desquiciado, lo que deseen endilgarle pero no es “inocuo”, no es “agua tibia”, y los pueblo suelen inclinarse hacia estos tipos de liderazgos, por cierto no de mi agrado. Su formación intelectual es buena. Habla perfectamente inglés y tiene acceso a círculos inalcanzables para muchos. No digo que sea conveniente. Me refiero a sus condiciones. Tiene el potencial. Si observamos lo que ha pasado en Argentina, Perú, Bolivia, Chile y lo que podría pasar en Colombia, donde han asumido el poder personajes extrovertidos, locuaces y polémicos, con muchas personalidades obsesivas.

María Corina, tiene todas las condiciones para liderar. Carece de fuerza social, del centro político, es una lluvia que no “moja”. Me identifico con ella en su ideología política sobre la economía. El problema es que su presencia es muy débil territorialmente en Venezuela, no así mediáticamente. Sus cuadros reposan en una pequeña parte del oriente y a nivel comunicacional en unos sectores muy radicales y viscerales.

Ledezma es un barco sin rumbo. Su partido hoy dice una cosa y mañana vota otra. No tiene estructura ni fortaleza. Él en lo personal es un excelente ser humano y muy preparado. Hasta allí.

Otras figuras independientes como Leocenis García, Antonio Ecarri, Calderon Bertí, Nicmer Evans, Cesar Pérez Vivas, entre otros, empiezan a ser referencia y dependerá de su materialización en hechos de sus aparatos políticos.

Al mencionar un breve análisis sobre todos estos personajes, es a lo que quiso referirse Rosales cuando menciono lo de “Pajaritos volando”.

Detrás del referendo revocatorio, se oculta el tema presidencial, incluido el 2024. El chavismo o más precisamente el Madurismo lo sabe y por eso se muestra despreocupado.

Revocatorio o 2024

Lo planteado es primero entender que ciertamente hay un hastío contra el chavismo, en más de un 95% incluida la propia militancia. Eso que sin saberlo intento hacer el “aburrido” Arreaza: Un chavismo antichavista.

En Barinas, como AD en 1998, el chavismo movió los votos en su contra. Ese porcentaje está dispuesto a asumir similares riesgos a los que asuman sus proponentes.

Nadie seguirá a unos líderes que hablen de problemas que no padecen.

La elección de Garrido desató una guerra. Cuidado. Hay que saber leer las señales, los resultados. Garrido como Rosales no titubearon a la hora de reconocer a Maduro como Presidente. Sería interesante conocer la postura del gobierno de Estados Unidos sobre esto.

A mi juicio es más que evidente que ese apoyo de Biden hacía Guaidó es cosmético, de lo contrario ya hubiera consecuencias para los que han pronunciado su subordinación hacia la dictadura de Maduro.

El tema de Venezuela ha bajado decibeles y no tiene la importancia de hace 20 años cuando ganó Chávez, salvo que se descubra alguna célula fundamentalista que planee atacar al “imperio”.

El cementerio político está lleno de apresurados.

La marea roja, está cada vez más carmesí.

Diosdado y los Chávez van “aguas abajo”. Como lo anunciamos en esta columna, si el chavismo perdía Barinas, habría cambios. Ya nadie puede replicar a Maduro que lo haga.

Tanto es el daño que se discute o no la conveniencia, de seguir Diosdado, con su atorrante programa El mazo dando.

La familia del “Comandante Eterno” y que ojalá se mantenga eterna allá donde seguro está y que no es el cielo, conspiró contra el hijo de Hugo: La revolución chavista. El sueño “murió” y se mantiene despierto gracia a la actitud omisiva o intencional de la MUD-G4.

Diosdado desde el desierto político intenta construir un “tocoma” (Todos contra Maduro). Como buenos mafiosos, sus “capitanes” le dan la espalda.

El único lunar que detiene el avance del proyecto madurista es Padrino. Por ahora como diría el charlatán del siglo 21.

Maduro quería entregar Barinas en noviembre 21 y todo lo sucedido fue producto del odio y la desesperación de Diosdado. Él inventó la actuación del TSJ y las inhabilitaciones y será castigado porque en política los errores se pagan a un alto costo.

Es muy probable que en Zulia, Barinas, Nueva Esparta, haya primarias…Ángel Monagas es abogado y comunicador.TalCual no se hace responsable por las opiniones emitidas por el autor de este artículo

TAL CUAL

Previous articleCaribes pisa firme en su camino a la final tras vencer a Magallanes
Next articleVenezuela sumó 1.162 nuevos casos de Covid-19 este #13Ene

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here